ADOCCO pide investigar ex funcionario Felucho Jiménez por corrupción

ADOCCO pide investigar ex funcionario Felucho Jiménez por corrupción

adocco-feluchoLa Alianza Dominicana Contra la Corrupción (ADOCCO) solicitó hoy que al procurador general de la República, Francisco Domínguez Brito, que investigue a Félix Jiménez (Felucho), exsecretario de Turismo, y al empresario Juan José Hidalgo (Pepe), expresidente de Air Dominicana, sobre el destino de los recursos aportados por el Estado para la creación de esa línea aérea, “ante un posible desfalco de 10 millones de dólares”.

Santo Domingo.- La organización basa su denuncia por el hecho de que en el mes de julio del año 2007 se constituyó la empresa con participación estatal Air Dominicana con un capital mixto de 191.6 millones de pesos.

Explicó que el Estado hizo una inversión inicial que lo colocaba como socio mayoritario, propietario del 30% de las acciones, seguido por JJH Capital & Asset Management, una firma española representada por Hidalgo, quien también representaba a accionistas minoritarios como las empresas Ferrocarril De Soller S.A. y Abdalla Invest, S.L. que le sumaban el 17% de las acciones.

Destaca además, que la tercera posición, con el 10%, correspondía a Futura International Airways, una aerolínea española representada por Francisco Vives Calandin, En total, el 56.5% del capital era dominicano, público y privado, y un 43.5% extranjera principalmente español.

“Con Air Dominicana las autoridades buscaban devolver al país una línea aérea comercial con sello nacional, como la Compañía Dominicana de Aviación (CDA), cuyo cierre se anunció el 17 de septiembre de 1993 tras una quiebra que llevó a la Justicia a parte de sus ejecutivos”, expresó ADOCCO.

En la denuncia presentada por el director de la entidad, los directivos de ADOCCO Julio Cesar De la Rosa Tiburcio y Rigoberto Rosario, establece que a finales de marzo de 2008, Félix Jiménez anunció que Air Dominicana contaría con una flota inicial de dos BOEING-737, que iniciarían sus operaciones a partir de mayo de ese año con vuelos comerciales desde y hacia Estados Unidos, México y Suramérica.

air-dominicana

“Turismo anunciaba entonces como director general de la línea a Ignacio Sanguino Mora, quien, de su lado, explicó que la compañía contaría con 14 pilotos dominicanos y dos españoles, todos entrenados en el Centro de Formación Panam Academy, de Miami, Estados Unidos”, precisa la denuncia.

Dice que también habló de 39 tripulantes de cabina, entre ellos 29 dominicanos, entrenados en Santo Domingo, a cargo de la empresa Aerojet.

Sanguino Mora anunció además, que tres inspectores del IDAC y tres de mantenimiento recibían en Palma de Mallorca, España, un curso sobre el Boeing 737 impartido por Lufthansa, mientras 30 azafatas se preparaban en la aerolínea española Futura Airways.

“Aunque Air Dominicana estaba presidida por la firma de Hidalgo, fue Futura International Airways la que, a pesar de estar inmersa en una aguda crisis, asumió su gestión y control operativo, una designación muy criticada por varios ex empleados de la naciente aerolínea nacional que cuestionaron el uso que los administradores hicieron de los recursos para el proyecto”, explicó De La Rosa.

Añadió que la inauguración de la aerolínea, que en principio estaba pautada para mayo de 2008, fue pospuesta para mediados de junio porque el único avión con que contaba la empresa, un Boeing 737-300 aportado por Futura International, experimentó “problemas técnicos” que se manifestaron con un conato de incendio en la cabina en momentos en que la aeronave hacía la ruta Palma de Mallorca, España, a Fortaleza, en Brasil, como parte de su recorrido hacia República Dominicana.

“El motivo del retraso en el inicio de las operaciones se debe a problemas habidos con la entrega de nuestras aeronaves por demoras en la devolución por parte de los anteriores operadores”, explicaba Federico Hartlönner, entonces director general de la aerolínea, en una comunicación dirigida a la JAC el 27 de julio de 2009, con el objetivo de que le fuera concedida una prórroga en el plazo de caducidad de la Certificación de Autorización Económica.

Al día de hoy, acotó el vocero de ADOCCO, todavía la aerolínea no ha declarado su quiebra públicamente, pese a que fueron cerradas sus oficinas, que estaban ubicadas en la avenida Roberto Pastoriza, del Distrito Nacional, en el mismo edificio en que funciona la oficina principal de Air Europa en el país.