Preferentes, Subordinadas, Valores Santander, Acciones por salida a Bolsa de Bankia, pueden recuperar el 100% de su inversión más los intereses

Preferentes, Subordinadas, Valores Santander, Acciones por salida a Bolsa de Bankia, pueden recuperar el 100% de su inversión más los intereses

Eduardo-Trivino-Director-GeSegún el Alto Tribunal, a los afectados por estos productos, comercializados por los bancos y cajas de ahorros, no se les facilitó información completa y clara; cuando por Ley, estas entidades están en la obligación a recabar de sus clientes datos sobre su situación financiera, experiencia inversora y objetivos de la inversión e informar, de manera transparente, sobre los riesgos de las operaciones contratadas.

Eduardo Triviño, de TRIVIÑO ABOGADOS, afirma: “Los ahorradores que confiaron en su día en la Banca, al contratar un producto que se comercializaba como seguro, rentable y garantizado, se encontraron con todo lo contrario. Por ello, están amparados por la Ley para recuperar la totalidad de su inversión más los intereses generados desde su adquisición, hasta la fecha que sea reintegrada. Pero se deben seguir unos cauces adecuados y cumplir una serie de requisitos para realizar una reclamación judicial de carácter individual por vía civil. No es aconsejable una reclamación extrajudicial, al menos que el banco devuelva la totalidad de lo invertido, más los intereses y gastos generados desde la fecha de la inversión hasta la devolución. Con ello se produciría un doble efecto: se satisfarían totalmente las pretensiones del inversor y el Banco ahorraría en intereses y costes de abogado y procurador, tanto propios como de los afectados”.

El objetivo es claro: La nulidad de los contratos. Para conseguirlo se debe realizar una reclamación judicial y en forma individual, debido a que no todos los productos son iguales, ni todos han sido comercializados por la misma entidad. Por este motivo, no son las mismas acciones judiciales las que hay que emprender contra los bancos y cajas: depende del perfil del afectado (si tiene conocimientos financieros o incluso ha operado en el mercado de valores), lugar y forma en la adquisición del producto, tipo de comercialización, entre otros,…  por ello, es conveniente plantear la reclamación, de forma individualizada a cada caso en concreto y por vía civil.

Otros aspectos importantes que debe tener en cuenta el afectado a la hora de realizar una reclamación judicial son: los honorarios del abogado, el plazo y el tiempo de duración del procedimiento. “Hay que tener en cuenta que hay despachos que solicitan una previsión de fondos, o cobran un porcentaje sobre la cantidad reclamada o sobre sus intereses, por lo que en estos casos no recuperarían su inversión en un 100%. Sin embargo, nuestro despacho percibe los honorarios que son la cantidad por la que resulta condenada en costas la entidad bancaria”, aclara Triviño.

En lo que se refiere a tiempos y plazos para reclamar, la Ley indica que existe un periodo de cuatro años para realizar una reclamación sobre estos productos, pero contrariamente a lo que indican algunas fuentes, no es desde su adquisición, sino desde que se tiene constancia del conocimiento del error al comprar este tipo producto financiero, por lo que aún hay plazo suficiente para demandar a la entidad financiera. En cuanto a la duración de los procedimientos, la media está en un año en el que el afectado puede recuperar su inversión.